GM y BMW prueban una electrolinera de recarga rápida

01 de diciembre del 2014

General Motors (GM) y BMW han iniciado las primeras pruebas de las estaciones de recarga rápida de coches eléctricos DC Combo, que permitirán que el vehículo eléctrico recupere el 80% de la batería de litio en alrededor de 20 minutos, informó la corporación americana.

La previsión de esta colaboración entre las empresas estadounidense y alemana es que los primeros vehículos eléctricos que se beneficien de este nuevo estándar de recarga de las baterías de los coches eléctricos sean el Chevrolet Spark EV y el BMW i3. GM indicó que este software y hardware servirá para acelerar los esfuerzos para el lanzamiento de este tipo de poste de recarga en los próximos meses. La firma señaló que entre los proveedores que están participando en estos test se encuentran ABB, Aker Wafe, Eaton e IES.

La Directora de Política Avanzada de Comercialización de Vehículos de General Motors, Britta Gross, afirmó que la cooperación "sin precedentes" entre los fabricantes de equipo original y los proveedores demuestra la madurez de esta "importante tecnología" que ayudará a impulsar los vehículos eléctricos. En la actualidad, ocho fabricantes de automóviles (BMW, General Motors, Ford, Chrysler, Daimler, Volkswagen, Audi y Porsche) se han comprometido a la adopción de este poste de recarga, con el fin de asegurar que sus modelos puedan acceder a toda la infraestructura de carga.

volver
loading